Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

martes, 25 de julio de 2017

UNA NUEVA PURGA EN CATALUÑA EL NÚMERO DOS DE CULTURA.

Xavier Gibert.

Xavier Gibert

El Gobierno catalán destituye a Xavier Gibert, ‘número dos’ de Cultura.


Asumió el pasado 11 de julio la secretaría general del Departamento.

El Gobierno catalán ha decidido cesar a Xavier Gibert como secretario general del Departamento de Cultura. Así lo ha anunciado el portavoz del Gobierno catalán, Jordi Turull, este martes en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo Ejecutivo y así lo avanzó ayer EL PAÍS. Turull ha señalado que la destitución, a dos meses para el referéndum, responde a una decisión del nuevo consejero de Cultura, Lluís Puig, y ha defendido que "los consejeros tienen el derecho de conformar su equipo".
En sustitución de Gibert se ha nombrado Maria Dolors Portús (Torelló, 1951), licenciada en Geografía e Historia por la Universidad Autónoma de Barcelona, diplomada en Biblioteconomía y Documentación por la Universidad de Barcelona y con formación en gestión de bibliotecas y en gestión de recursos humanos y financieros.
Gibert, alto cargo de la Generalitat desde el primer gobierno de Artur Mas —2010—, asumió la posición de número dos de Cultura el 11 de julio pasado, una semana después de que Lluís Puig fuera nombrado consejero. Gibert había sido hasta entonces secretario general del Departamento de Empresa (2012-16) con Felip Puig. Anteriormente, cuando este último comandaba el Departamento de Interior, también había sido su secretario general. Durante la era Pujol, Gibert había asumido altas responsabilidades en el Departamento de Territorio y Sostenibilidad y en el Instituto Catalán de la Salud. Gibert se ha caracterizado por su tesón, discreción y alejamiento de los focos, según las personas consultadas que han trabajado con él.
Durante este mes de julio, ocho cargos han dejado el Govern, coincidiendo con el momento en que el president Carles Puigdemont y el vicepresidente, Oriol Junqueras, exigieran a los miembros del Govern complicidad sin titubeos con la convocatoria del 1 de octubre. Los consejeros Baiget (Empresa), Neus Munté (Presidencia), Meritxell Ruiz (Enseñanza) y Jordi Jané (Interior) han dejado el ejecutivo con un “paso al lado”, según palabras de Puigdemont. También lo han dejado el secretario de gobierno Joan Vidal de Ciurana, el director de los Mossos de Esquadra Albert Batlle, el director del servicio de emergencias Frederic Aran, la secretaria general de Educación Maria Jesús Mier y el secretario de Políticas Educativas de este departamento Antoni Llobet.
Con excepción de Baiget, que fue fulminado por Puigdemont por hacer públicas sus dudas acerca de la convocatoria del 1-O, el resto de altos cargos han dimitido por iniciativa propia, según la versión oficial de los hechos. Hasta ahora todos los cambios en el gobierno han afectado a cargos de la órbita del PDeCAT, algo que ha molestado en el seno de la formación exconvergente.
QUIEREN GENTE DISPUESTA IR A LA CÁRCEL, SEPARATISTAS CONVENCIDOS Y QUE SEAN HÉROES EN LA DERIVA CATALANA.

No hay comentarios: