Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

jueves, 27 de abril de 2017

LA SAGA PUJOL BIEN UNIDA.

El expresidente Jordi Pujol y su espsa Marta Ferrusola a la salida de la Audiencia Nacional en 2016

El expresidente Jordi Pujol y su espsa Marta Ferrusola a la salida de la Audiencia Nacional en 2016

El clan Pujol.


El uso de las relaciones familiares contribuye a dar pábulo a la presunción de que la familia del expresidente habría actuado como una organización criminal

El auto del juez de la Audiencia Nacional José de la Mata en el que impone la prisión sin fianza a Jordi Pujol Ferrusola, primogénito del que fuera presidente de la Generalitat durante dos largas décadas, es más significativo por lo que denota que por lo que anota.
El juez impone prisión no directamente por los presuntos delitos cometidos (fiscales y de blanqueo), sino para asegurar que el inculpado no repite la conducta tramposa que ha mantenido durante dos años, aprovechándose de su libertad provisional.
Pujol Júnior —que así se le conoce en Cataluña— utilizó torticeramente las cautelas garantistas del sistema penal español para mover fuera de España unos 30 millones de euros, relacionarse con sospechosos testaferros y ocultar pruebas. La indignación del magistrado instructor por este abuso de las ventajas de la legislación no se traduce en el texto de su auto, sino en el hecho previo de que se aviniera a retirar al imputado el teléfono móvil y la tableta, como solicitaban los fiscales.
Adicionalmente, el uso de las relaciones familiares directas para encubrir sus fines presuntamente delictivos contribuye indiciariamente a dar pábulo a la presunción de que la familia Pujol i Ferrusola habría actuado al modo y formato de una ”organización criminal”, como han sostenido algunas acusaciones.
Costumbres de ese jaez, si se confirman judicialmente, completarán el mapa de una conducta cada vez menos insólita (se repite en el caso Gürtel o en el de Ignacio González), pero no por ello menos inquietante: la de quienes, entrenados en el engaño a la ciudadanía, tratan de replicarlo y aumentarlo ante la justicia.
Ciertos miembros del clan Pujol actúan con el automatismo de quien se cree inatacable, incluso inmune. Esa tónica coloreó el estilo del padre de Júnior. Y este episodio certifica su desplome, sin remedio. El pretendido oasis pujolista cada día se asemeja más a una cloaca.
HAY QUE TENER CUIDADO DE QUE EL HONORABLE NO MENEE EL MANZANO,POR SI CAE ALGÚN MELÓN.

No hay comentarios: