Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

jueves, 18 de agosto de 2016

LA INVESTIDURA DE RAJOY SERÁ EL 30 DE AGOSTO

Mariano Rajoy y Albert Rivera, este jueves

Rajoy se someterá al debate de investidura el 30 de agosto.


El presidente en funciones fija la fecha 21 días después del encargo del Rey, el 28 de julio.

Mariano Rajoy se someterá al debate de investidura el próximo 30 de agosto. De esta manera, la primera votación, para la que precisa de mayoría absoluta, se celebrará el día 31, mientras que la segunda será el día 2. La fecha ha sido acordada este jueves con la presidenta del Congreso, Ana Pastor, tras su reunión con Albert Rivera y 21 días después del encargo del Rey, el pasado 28 de julio. El líder del PP se había comprometido con el de Ciudadanos a fijar hoy mismo la fecha para así comenzar a negociar el voto favorable de sus 32 diputados.
Si la investidura resultara fallida en las dos votaciones, una para mayoría absoluta y otra dos días después para mayoría simple, empezaría a correr el plazo de dos meses para la repetición de elecciones. Ese plazo correría desde el 31 de agosto, día de la primera votación.

Según esos plazos legales, unas terceras elecciones, si no hay acuerdo, se celebrarían el 25 de diciembre, una fecha insólita para unas elecciones en España.

El PP presiona con elecciones en Navidad


El PP empezó ayer a presionar al PSOE con la posibilidad de que haya que repetir las elecciones el 25 de diciembre, día de Navidad, si fracasa Rajoy.
“A ver si Sánchez tiene ‘narices’ de enviar a 36.000.000 de españoles a repetir elecciones el día de Navidad”, escribió en Twitter el líder del PP en Cataluña, Xavier García Albiol, nada más conocerse la convocatoria oficial del debate.
“Lo de Rajoy se llama ‘chantaje”, comentó posteriormente el exministro socialista Jordi Sevilla.
Si hubiera acuerdo y Rajoy fuera elegido presidente del Gobierno en los primeros días de septiembre, tendría tiempo suficiente para presentar en el Congreso el proyecto de Presupuestos para 2017, antes del límite legal del 29 de septiembre. Las cuentas empezarían su tramitación para ser aprobadas antes de final de año. En caso contrario, sin investidura, se prorrogarían automáticamente los Presupuestos de 2016 que están en vigor.

Pedro Sánchez perdió en mayo las dos votaciones de investidura para presidente del Gobierno, por primera vez en la historia democrática. Ambas investiduras, la del socialista y la de Rajoy, podrían tener el elemento común de presentarse con el apoyo del partido de Albert Rivera.
Si fracasara Rajoy, nada impide que vuelva a presentarse antes de finales de octubre o que se presente cualquier otro candidato que sea propuesto por el Rey.
Rivera, según ha dicho tras la cuarta reunión entre ambos dirigentes desde las elecciones del 26-J, ha logrado "arrancar" del presidente en funciones el compromiso de fijar este jueves la fecha del debate de investidura y de firmar el pacto anticorrupción. Es decir, las seis condiciones: expulsar a todo cargo público imputado por corrupción, eliminar los aforamientos, cambiar la ley electoral, acabar con los indultos por corrupción, limitar el mandato presidencial y crear una comisión parlamentaria del caso Bárcenas.
Aunque hay fecha del debate, Rajoy sigue sin tener los votos necesarios para ser investido presidente. Para eso, como él mismo ha reiterado este jueves, necesita al PSOE, ya que la suma del PP y de Ciudadanos es insuficiente, incluso si Coalición Canaria se une a la votación. "Le pediré a Sánchez su colaboración", ha afirmado Rajoy. Necesita al menos 11 abstenciones si completa los 170 con Ciudadanos y Coalición Canaria.
Pedro Sánchez, secretario general del PSOE, mantiene su no a la investidura de Rajoy, en cumplimiento de la resolución unánime del Comité Federal de su partido que se pronunció en contra de permitir que gobierne el PP. Por el momento, no contempla rectificar hacia la abstención que permitiría gobernar a Rajoy.
El presidente del Gobierno en funciones, que rechazó en febrero el mandato del Rey a someterse a la investidura. intentó sin éxito pactar con Sánchez la fecha del debate de investidura. El contacto entre Moncloa y el PSOE no pasó de los jefes de gabinete de ambos, porque el socialista considera que no le corresponde fijar la fecha del debate.
BUENO ALGO ES ALGO.

No hay comentarios: