Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

martes, 28 de junio de 2016

¿POR QUÉ ESTÁ USTED AQUÍ?

Farage y Juncker, hoy en Bruselas.

Juncker al eurófobo Nigel Farage en la Eurocámara: “¿Por qué está usted aquí?”


El Parlamento Europeo vota este martes una resolución en la que insta a Reino Unido a notificar "inmediatamente" el resultado del referéndum

El presidente de la Comisión, Jean-Claude Juncker se ha dirigido al eurodiputado del UKIP Nigel Farage al comienzo de la sesión plenaria extraordinaria convocada este martes en Bruselas para tratar el Brexit. "Estoy sorprendido de verle aquí. Usted apoyó la salida ¿Por qué está usted aquí?", le ha espetado directamente a Farage, uno de los principales impulsores de la campaña por el Brexit. El político británico, eurodiputado del UKIP, ha sido abucheado por la cámara, y ha respondido a una eventual penalización europea a Reino Unido por su marcha azuzando el fantasma de acabar con el libre comercio: "Podemos reinstalar aranceles en automóviles pero cientos de miles de trabajadores alemanes perderían su empleo. Seamos realistas y adultos y negociemos un acuerdo libre de aranceles sensato. El Reino Unido será su amigo pero permítannos marcharnos”.
Antes, Jean-Claude Juncker pidió que se actúe cuanto antes para aplicar el resultado del referéndum, pendiente de que Reino Unido lo notifique a las autoridades europeas: "Me gustaría que se respete la decisión del pueblo británico, que se actúe en lugar de jugar al perro y al gato. Han dicho claramente que se quieren ir". Juncker ha advertido de que las conversaciones sobre la salida no comenzarán hasta que Reino Unido dé un paso al frente: "Si no hay una invocación del artículo 50 no empezarán las negociaciones".
El político luxemburgués ha reconocido la gravedad de la situación y ha insistido en que hay que acabar con las incógnitas que rodean las relaciones UE-Reino Unido tras la consulta, a la que ha seguido un terremoto que ha hecho tambalearse las Bolsas de todo el mundo: "Soy una persona sosegada pero no me gusta la incertidumbre, me gustaría que nuestros amigos británicos se decidieran". También ha reaccionado frente a los ataques de los partidarios de abandonar la UE, que acusan a la Comisión de falta de legitimidad. "No soy un tecnócrata. No soy un burócrata. La Comisión ha sido elegida por este Parlamento".
Juncker ha negado los rumores que apuntan a su mal estado de salud, y se ha mostrado combativo y dispuesto a plantar cara al euroescepticismo que planea sobre el futuro del proyecto comunitario, de Marine Le Pen en Francia a Geert Wilders en Holanda: "No estoy ni cansado ni enfermo. Seguiré luchando por una Europa unida hasta la muerte". Precisamente la líder de la ultraderecha francesa ha sido otra de las que ha intervenido durante la mañana. "El voto de los británicos es el evento político más importante desde la caída del Muro, una señal de libertad enviada al mundo entero. El grito de amor de un pueblo por su país", ha dicho Marine Le Pen. Las voces de Escocia e Irlanda del Norte, partidarias de la permanencia en el referéndum, también se han oído en la Eurocámara. “Lo último que necesita el pueblo de Irlanda del Norte es otra frontera más", ha criticado la eurodiputada del Sinn Fein Martina Anderson.
La Eurocámara está inmersa en estos momentos en una sesión para aprobar una resolución sobre la decisión de Reino Unido de abandonar la UE. El texto presentado, frente al que se han registrado 34 enmiendas, cuenta con el apoyo de los principales grupos —populares, socialistas, liberales y verdes—, pero no será aprobado unánimemente: el pasado viernes las formaciones euroescépticas y el grupo Izquierda Unitaria Europea, al que pertenecen Podemos e Izquierda Unida, se desmarcaron de la declaración. Estos últimos alegaron que frente a la creciente desafección hacia el proyecto comunitario es necesaria "otra Europa".
La resolución de la Eurocámara propone iniciar la desconexión del Reino Unido. “Debe respetarse plena y debidamente la voluntad expresada por la población, empezando por la activación inmediata del artículo 50 del Tratado de la Unión Europea”, afirma en su primer apartado. Además, insiste en la necesidad de aplicar con rapidez el procedimiento de retirada pese a que Reino Unido ha manifestado su intención de esperar hasta otoño. Los Estados miembros están divididos acerca de la velocidad del proceso: París quiere acelerar al máximo la salida, mientras Berlín opta por la calma. “La pelota está en el campo británico”, ha afirmado este martes Jeanine Hennis-Plasschaert, ministra holandesa de Defensa, país que ostenta la presidencia rotatoria de la UE.
El texto llama a profundizar en la Europa de dos velocidades reforzando el núcleo duro, incide en la necesidad de reformar la Unión para que sea "mejor y más democrática" y pide hacer frente a retos como como el crecimiento, el desempleo o la inmigración. El presidente de la Eurocámara, Martin Schulz, ha reconocido al comienzo de la sesión el trabajo de Jonathan Hill, el comisario británico que dimitió de su cargo tras el Brexit, contra el que había hecho campaña. Hill, que ha sido reemplazado como responsable de Estabilidad Financiera por el vicepresidente de la Comisión Valdis Dombrovskis, recibió un sonoro aplauso de los eurodiputados.
LOS INGLESES VAN A DAR MUCHA GUERRA PARA IRSE DE AL UE.

No hay comentarios: