Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

domingo, 20 de diciembre de 2015

LA PARTICIACIÓN ES BAJA,LOS INDECISOS NO VOTAN

Avance del Gobierno sobre participación a las 14 horas.

La participación a las 18.00 crece un punto respecto a las elecciones de 2011

La afluencia es especialmente alta en Madrid y la Comunidad Valenciana. El porcentaje en Cataluña es ligeramente inferior a la media.

La tendencia descendente en la participación en las elecciones generales de este 20 de diciembre se ha dado la vuelta por la tarde. El 58,29% de los 36,5 millones de españoles convocados a votar en las elecciones generales de este 20 de diciembre había ejercido su derecho a voto a las 18.00, según los datos oficiales provisionales del Ministerio del Interior. Esta cifra supone un incremento de 0,64 puntos porcentuales respecto a la participación de los comicios de 2011 en el que la afluencia a dos horas del cierre de los colegios electorales fue del 57,65%. En Cataluña, la participación a las 18.00 alcanza el 56,57%, dos puntos por debajo de la media nacional pero casi tres puntos más que en la comunidad en 2011.
Las elecciones más cruciales de las últimas décadas se están desarrollando con gran normalidad y sin incidentes más allá de lo anecdótico. Casi 100.000 personas más que en 2011 han pedido votar por correo, un incremento del 14,45%. Un total de 771.860 votantes lo harán a distancia, según Interior.
Todos los líderes políticos han ejercido su derecho al voto en sus colegios electorales. El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha calificado de "reconfortante" la afluencia a las urnas tras votar en el Colegio Bernadette, del barrio de Aravaca en Madrid. Pedro Sánchez ha llegado a su colegio electoral a las 11.15. "Vamos a escribir el futuro con nuestro voto", ha dicho el líder del PSOE. El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha depositado su voto en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona), donde ha hecho un llamamiento a la participación. El líder de Podemos, Pablo Iglesias, el último de los grandes líderes en votar, en el instituto Tirso de Molina, de Vallecas (Madrid) ha afirmado que España se encuentra ante "una segunda transición".
De las 10 elecciones generales celebradas desde junio de 1977, las primeras de la democracia, las que mayor participación registraron fueron las de octubre de 1982, en las que Felipe González obtuvo la mayoría absoluta (79,97%). La menor afluencia histórica, un 68,04% del censo, se produjo en los comicios de 1979, los primeros tras la aprobación de la Constitución. En ellos, la UCD de Adolfo Suárez logró una mayoría de 168 escaños, a ocho de la mayoría absoluta.
La participación en las elecciones al Congreso y al Senado ha sido históricamente mayor en la Comunidad de Madrid y en las provincias de Castilla y León y Castilla-La Mancha y Extremadura. En las últimas convocatorias, Cuenca, Ávila, Segovia, Valladolid o Toledo han registrado los porcentajes de voto más ampliamente superiores a la media española.
En las diez elecciones generales celebradas en España desde 1977, hay una constante: la participación es inferior a la media en las provincias catalanas y vascas –esta tendencia solo se rompió en los comicios de 1977 y 1982 en Barcelona–. La afluencia a las urnas en la jornada electoral –sin contar el censo de residentes ausentes– también suele ser más floja en Canarias, Baleares y en algunas provincias andaluzas, como Málaga y Cádiz, que nunca han rebasado el listón medio nacional.
Algunos comicios especialmente significativos, como los de 1982, en los que Felipe González obtuvo la primera de sus dos mayorías absolutas, se caracterizaron por una afluencia espectacular en provincias como Madrid (85,9%), Valencia (83,39%) o incluso Barcelona (81,5%). En 2000, cuando José María Aznar logró gobernar en solitario, se registró, en cambio, una de las mayores tasas de abstención. La media de afluencia a los colegios fue del 70% del censo residente. Madrid se mantuvo por encima de la media, pero con un 73,4% de participación. Sin embargo, las cuatro provincias catalanas se situaron entre cinco y siete puntos por debajo.
Una afluencia fuerte a los colegios en las primeras horas de la jornada electoral no supone forzosamente una participación masiva al final del día. Las elecciones con mayor porcentaje de votantes a las 14.00 fueron las de junio de 1993, con un 41,83% de participación. Sin embargo, esos comicios fueron los quintos más participativos. En los de junio de 1986, los que registraron la tercera mayor participación a mediodía, fueron los cuarto menos masivos de los once celebrados hasta ahora.
LOS INDECISOS SE QUEDAN EN CASA,LUEGO SE QUEJARÁN DE LO QUE OCURRA