Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

miércoles, 28 de mayo de 2014

POSIBLEMENTE SE PREPARE EN POCO TIEMPO UNA INVASIÓN TOTAL

Cerca de 500 inmigrantes entran en Melilla tras saltar la valla

Interior afirma que casi 2.000 personas han tratado de superar el perímetro fronterizo

Una ONG denuncia el acceso de agentes marroquíes en la ciudad para devolver a sin papeles

Los secretarios de Estado de Seguridad e Inmigración deciden viajar a la ciudad

La Cruz Roja atiende en el CETI a cerca de 60 subsaharianos por cortes y contusiones.

Un helicóptero de la Guardia Civil sobrevolaba, alrededor de las 6.45 de este miércoles, el perímetro fronterizo de Melilla. Allí, entre el Barrio Chino y Beni Enzar, Marruecos y España han desplegado un fuerte dispositivo policial para evitar la entrada de cerca de 2.000 sin papeles —según las cifras del Ministerio del Interior—, que se han desplazado desde el monte Gurugú hasta la valla para intentar superarla. Cerca de 500 subsaharianos lo han logrado, según ha informado la Delegación del Gobierno, que ha detallado que el salto se ha producido sobre las cinco y media de la madrugada.El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha asegurado que la situación en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla está "al límite" tras la llegada de estos cinco nuevos centenares de extranjeros.
Este nuevo intento de entrada ha desbordado el despliegue policial. Según ha denunciado la ONG Prodein, las fuerzas de seguridad marroquíes han golpeado a los sin papeles y han llegado a acceder a territorio español para "deportarlos"; al igual que ya ocurriera a finales de marzo. La misma organización ha subrayado que también han vuelto a producirse devoluciones en caliente al país norteafricano por parte de los agentes de la Guardia Civil.
Según fuentes del Gobierno marroquí, sus agentes han interceptado a 500 personas de las 1.550 que, según sus cifras, intentaron penetrar en Melilla dividos en cinco grupos a través de los pasos de Morales, Kalita, Iyassinene, Mari Wari y Taourirt. El Ministerio del Interior marroquí explicó, en un comunicado, que entre los detenidos hay 10 heridos que han sido trasladados al hospital Hassani de Nador, en el norte del país.
Los inmigrantes, según las autoridades marroquíes, no han obedecido a las advertencias de las fuerzas de seguridad, contra las que han tirado piedras ocasionando heridas a cuatro agentes y causando daños a tres vehículos.
Un inmigrante, subido a un poste junto a la valla, este miércoles. / antonio ruiz
Los subsharianos que han conseguido entrar en Melilla —entre los que, por segunda vez, hay una joven— se han dirigido directamente hacia el cercano Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI), al grito de "¡España España!" y "¡Bosa Bosa!". Estos se han desprendido de la ropa que llevaban de más y que usan para poder asirse a la alambrada. Al llegar a la instalación, antiguos compañeros del monte Gurugú han salido a la puerta para recibirlos y abrazarles.
Este complejo aloja ya a más de 2.500 inmigrantes de 30 nacionalidades. Las tiendas de campaña, instaladas por la Cruz Roja y la Comandancia General, suplen el espacio que falta en un lugar saturado que solo cuenta con 480 plazas. Hasta allí se han desplazado este miércoles los servicios de emergencias de la ONG, que han atendido a unos 60 sin papeles. Estos presentaban pequeños cortes y contusiones, aunque ninguno se encontraba herido de gravedad; según han informado fuentes de la Cruz Roja en la ciudad autónoma. Los efectivos de emergencias se han trasladado directamente hasta el CETI —no han actuado en la valla— tras recibir el aviso de la Guardia Civil.
El secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, ha decidido trasladarse este mismo miércoles a Melilla para evaluar sobre el terreno la situación existente en Melilla, tras el salto masivo protagonizado por unos 2.000 subsaharianos, según fuentes del Ministerio del Interior. Martínez, que está acompañado de la secretaria general de Inmigración, Marina del Corral, ha anulado otro viaje que tenía previsto realizar a Baleares debido la situación de crisis que vive el CETI, que se encuentra desbordado, al cuatriplicar el número de inmigrantes que aloja en la actualidad tras las entradas masivas de inmigrantes en los últimos cuatro meses. Ambos han planificado visitar la valla fronteriza sobre a las doce del mediodía en la zona de Barrio Chino,según la Delegación del Gobierno del enclave norteafricano.
La entrada de este miércoles en Melilla es una de las más numerosas de las que se han producido y recuerda a la del pasado 18 de marzo, cuando unos 500 subsaharianos accedieron a la ciudad aprovechando una densa niebla. Melilla vive desde hace meses una fortísima presión migratoria que mantiene en alerta constante a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado. Éste es el primer intento desde el pasado 17 de mayo, cuando unos 500 inmigrantes intentaron saltar la verja pero se lo impidieron las fuerzas marroquíes desplegadas en la zona.
En el salto de esta mañana han logrado también entrar en la ciudad cerca de 500 subsaharianos, pero fuentes de Interior aseguran que lo han intentado al menos otros 1.400 más. A la mayoría de estos se lo han impedido los agentes marroquíes y, al resto, la Guardia Civil que protege el vallado. El intento de entrada se ha producido por dos puntos, como ha ocurrido en ocasiones anteriores, lo que supone una táctica habitual de los inmigrantes para aprovechar así la confusión, según fuentes policiales.
Los ministros del Interior de España y Marruecos, Jorge Fernández Díaz y Mohamed Hassad, respectivamente, han conversado telefónicamente esta mañana para analizar la coordinación de las fuerzas de seguridad de los dos países encaminadas a controlar la presión migratoria que en las últimos meses se está registrando tanto en Melilla como en Ceuta. Ambos ministros han hablado sobre los trabajos de infraestructuras que se están realizando para reforzar el perímetros fronterizo.
COMENTARIO:
Y llegó la cosecha de años de injusticia, desarrollo incontrolado, corrupción galopante y aumento demográfico en África. Los "negritos" (pobrecitos) tienen hambre y lo malo es que ahora tienen tele y no son gilipollas. Ven donde están las oportunidades, en los países desarrollados pues en los suyos mandan caciques sin escrúpulos que se quedan todas las riquezas y encima apoyados por los mismos países que ahora sufren el fenómeno migratorio. Y el que no diga que tenemos lo que nos merecemos no entiende ni papa. Cedamos Ceuta y Melilla a Marruecos a cambio de recuperar el Peñón de Gibraltar

No hay comentarios: