Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

viernes, 22 de marzo de 2013

MERKEL HACE UN EXPERIMENTO CON CHIPRE


Merkel advierte a Chipre de que no ponga a prueba la paciencia de la troika

La canciller critica las alternativas del Gobierno chipriota al impuesto a los depósitos

Aboga por mantener al país en el euro pero arremete contra su modelo económico "muerto"

La canciller alemana, Angela Merkel, ha lanzado este viernes una dura advertencia a Chipre, al que ha recomendado que no ponga a prueba la paciencia de la troika con alternativas al rescate que no van a ningún lado. También, ha exigido al diminuto país, cuya economía es la más pequeña de toda la eurozona, que deje de dar esquinazo a los representantes de la Comisión Europea, el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Central Europeo (BCE) y mejore la comunicación con Bruselas, inmersa en una ceremonia de confusión desde el desbordamiento de los problemas en Nicosia.
Sin embargo, en opinión de la canciller, algunas de las propuestas que se han conocido en las últimas horas, como la posibilidad de que el Gobierno chipriota opte por nacionalizar los fondos de pensiones, son inaceptables. En cualquier caso, Merkel ha abogado por que Chipre continúe formando parte de la zona euro, aunque ha subrayado que el país debe darse cuenta de que "su modelo de negocio está muerto", según añadieron las mismas fuentes.La dirigente alemana ha hecho estas declaraciones en una reunión extraordinaria del grupo parlamentario de la Unión (cristianodemócratas y socialcristianos bávaros CDU/CSU), según han comentado varios diputados participantes en la misma a su término. El mensaje de Merkel tiene lugar después del ultimátum que lanzó ayer el eurogrupo a Chipre para presentar ya un plan creíble para aportar los 5.800 millones que necesita con vistas a completar el rescate.
El Parlamento chipriota se reúne este viernes para debatir y previsiblemente votar el plan elaborado por el Gobierno como alternativa a las propuestas del Eurogrupo, mientras el tiempo apremia por el temor a una bancarrota desordenada.
La serie de leyes contemplan, entre otros, la creación de un Fondo Nacional de Solidaridad y la restricción del movimiento de capitales, la consolidación de las entidades financieras e incluso una nueva variante del controvertido impuesto sobre los depósitos privados.