Páginas vistas en total

Follow by Email

EL VIDEO.

Loading...

miércoles, 8 de agosto de 2012

ASALTO A MERCADOS,MAL PRECEDENTE Y PELIGROSO.MUCHOS ESPAÑOLES PASAN HAMBRE


Pensamientos(foto J.A.Miyares Valle)
El parlamentario de IU por Sevilla, quien ayer llevó a centenares de jornaleros del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) a robar en dos supermercados de Écija (Sevilla) y Arcos de la Frontera (Cádiz), ha asegurado esta mañana que esta acción volverá a repetirse. "Alguien tiene que hacer algo para que haya familias que puedan comer todos los días", ha afirmado Sánchez Gordillo, pese a que ninguna organización había reclamado los bienes sustraídos y las ONG mantienen abastecidos los bancos de alimentos sin necesidad de robarlos.

El presidente de la Junta, el socialista José Antonio Griñán, calificó ayer en su Twitter de "barbaridad" la acción de este miembro de IU, partido con el que gobierna el PSOE, pese al dirigente jornalero, quien ha defendido el pacto de su formación con el PP en Extremadura pero votó en contra de la coalición de izquierdas en Andalucía.

Sobre las palabras de Griñán, Sánchez Gordillo ha dicho que "más deleznable" que el robo es el caso de los expedientes de regulación de empleo (ERE) y el acuerdo alcanzado entre PP y PSOE sobre la reforma de la Constitución.

El también alcalde de Marinaleda (Sevilla) y dirigente del SAT, que no cree que haya represalias por parte de IU, "sino más bien lo contrario", ha insistido en que se trataba de una medida "necesaria" para dar "un toque de atención" a lo que realmente está pasando en Andalucía, "donde el 35% de las familias de las grandes ciudades está por debajo del umbral de la pobreza, hay un 1,25 millones de parados, tres millones de pobres y más de 200.000 familias con todos sus miembros desempleados y sin cobrar ningún tipo de percepción".

Tras defender la necesidad de que en España se apruebe una ley de Renta Básica para que las familias sin recursos cobren "al menos 500 o 600 euros al mes", el líder nacional del CUT-BAI ha considerado que el Estado no tendría que permitir que haya familias que se han quedado sin empleo y vivienda. Además, se ha mostrado convencido de que las familias van a empezar a movilizarse porque "si sus hijos pasan hambre, pueden hacer cualquier cosa".

"El polvorín de la desigualdad está encendido y alguien le puede meter mecha, en cualquier momento, por cualquier circunstancia", ha afirmado Sánchez Gordillo, quien ha insistido en que acciones de este tipo, incluyendo ocupaciones de bancos y tierras, seguirán realizándose por parte del SAT, "para llamar la atención sobre que hace falta que la crisis no la paguen siempre los mismos".